Saltar al contenido

Cómo NO emborracharse en una fiesta

como no emborracharse en una fiesta

Cuando salimos queremos darlo todo, pero no siempre está permitido. Si al día siguiente trabajas o tienes algún evento importante y no haces más que preguntarte cómo NO emborracharse en una fiesta para evitar tener que recurrir a los típicos consejos contra la resaca, ¡esto es todo lo que necesitas saber!

Evita emborracharte en una fiesta siguiendo estos consejos

  1. Seguro que te lo han dicho antes pero, bebe con moderación. Sí, lo sabemos; beber con moderación no existe, son los padres, pues de ahora en adelante va a tener que existir. Toma una copa de tu bebida cada hora y recuerda: una retirada a tiempo es siempre una victoria.
  2. Asegúrate de estar hidratado. Beber dos litros de agua al día es muy importante pero, si vas a salir de fiesta, todavía más. ¿Esa práctica tan habitual que tienes de beber alcohol como si no hubiese un mañana? Correcto, tienes que trasladarla al agua y verás qué bien. Además de ser más sano, ¡vas a ahorrarte un buen pellizco!
  3. En el momento en que decidas parar de beber (venga, ¡que tú puedes!) tienes que comer algo por dos razones: la primera es que mientras comes, no bebes; y la segunda es que retrasa el tiempo en que el alcohol llega al cerebro así que maravilloso. Esto que te aconsejamos parece mentira pero… ¡feel free con la pizza, las hamburguesas o las patatas fritas!
  4. Sé consciente de lo que vas a beber y sobre todo NO MEZCLES. Si empiezas con una bebida X, no la combines con otra. Solo hay una excepción: “Cerveza y vino placer divino, vino y cerveza dolor de cabeza” así que, en este caso, el orden de los factores sí altera el producto: tú.
  5. Evita situaciones en las que el alcohol es tan normal como la vida misma, como por ejemplo, un bar de copas. Tiene lógica, ¿no? A un bar de copas se va a eso, a beber copas, y si no vas a hacerlo es recomendable que busques algún sitio más tranquilo y discernido como una cena con amigos o el cine. Aunque parezca mentira, ¡hay muchísimas cosas que hacer sin necesidad de recurrir al alcohol!
  6. Si no puedes evitar ir a un bar, haz otro tipo de actividades. Por ejemplo, juega al futbolín, a la diana o al billar. La vida lúdico festiva no solo se reduce a grados y grados de maravillosas y efervescentes bebidas, también a risas y diversión con los colegas. Conócelos mejor sin necesidad de verlos doble.
  7. Y, último consejo pero no menos importante, SOLO TÚ TIENES EL PODER. Ir a contracorriente tiene sus consecuencias y vas a tener que acostumbrarte a: “¿por qué no bebes? ¿pero lo has probado? ¡si el alcohol es maravilloso!” y otras frases propias de gente que se hace llamar “amiga”. Un consejo: decir que tienes alergia al alcohol hará parar inmediatamente la presión sobre ti; eso sí, te van a mirar como a un bicho raro. Nadie dijo que fuese fácil.

En resumen, saber cómo NO emborracharse en una fiesta es sencillo, lo difícil es lograrlo. En Lista discotecas te animamos a que lo pruebes (aunque muchos te dirán que va contra su religión). ¡Ya nos contarás qué tal la experiencia!